SIN QUERER


Sin querer, fuí a implorar la discusión

 la virtud de poder amarte de lleno,

en la atadura de este infierno tan bueno

 Con la muerte en el ego como anfitrión.

Someto el juicio al yugo de la extorsión,

El tira o afloja a un clic loco y ameno,

 matando la calma usurpando lo ajeno

traigo la miel a la propia condición.

¡ Qué solitario y frío es no ser querido!

 inducir con las palabras, si, al espacio

 de no tener tiempo de curar lo herido.

 Me convertí en un cerrojo del aullido,

ni siente, padece o muerde en el prefacio

del murmurar estridente y sin sentido.
(Correcciones Virginia Fourco Artica).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s