Llueve

Es un dia lluvioso. Acabo de saborear el poso del café que aun está caliente, caliente en mi garganta, en la emisión de vocales, frias y empapadas como este día.
He visto a mi compañera moviéndose entre los nubarrones opacos de la mañana. Sisea en un aliento en las noches de invierno cuando mi descanso se aglutina en torno a una llamada perdida.
La he visto dando vueltas en el terciopelo de un albornoz, escurriendo la tristeza en un movimiento ondulante en el clamor, metal que asemeja los gozos y las sombras….esa compañera que se está divorciando de un arrojo, ovidándose de mi lado más salvaje y penetrando en una nada de morfemas del mármol que ya no sofoca las ansias de caminar en los charcos…esos pasos no llegan a ninguna parte….se quedan vacíos como el manto frio , perenne, patético, petrificado, de una canción sin letra ni estribillo que tararear.
La mañana no me dice nada, no discute, no abandona, no escarmienta, no rima, no hay verso, no hay murmullos ni escenas que pudiera imaginar, ni teatros donde aplaudir al apuntador

de las certezas

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s